viernes, 22 de junio de 2012


Es sordo,
el grito de mis manos
                que emerge,
                               desde
                               el fondo
                               de todos los Océanos…

Aúllan mis entrañas,
                a las Lunas
                de las Noches inconclusas…

                a los sacrificios
                de miles de brujos
                exiliados,
                escapados a hurtadillas,
                                               de mi espíritu…

Nadie acompaña
a mi sangre
en su herida. Y desde aquí escribo:

                               Desde el sueño de Cielo
                                                               de los abortados;

                               Desde las ansias de herencia
                                                               de los olvidados;

                Escribo;
                               Desde la sangre
                               de nuestros ancestros
                                               que se coagula,
                                               hirviendo fuego
                                                               en los volcanes…

…Y  desde los pies asados
                de los peregrinos
                               del desierto.
Y desde mi espanto. Y el tuyo…
Y desde los ojos
que se queman
en la nube cósmica
                que nos urge…

Y desde mis venas abiertas;
Mis ojos llorosos;
Mis lagrimas marchitas; desde ahí escribo…

                (Ha escupido el Cielo
                 un rayo de Dolor,
                 clavándolo en mis huesos…

                Se ha hecho medula,
                               Y desde la medula,
                                               escribo mi grito…)

No hay comentarios:

Publicar un comentario

MIS BLOGS PREFERIDOS

Seguir por correo electrónico